Debieras ser capaz de empezar a navegar la web usando el navegador Tor momentáneamente después de correr el programa, y cliqueando el botón "Conectar" si lo estás usando por prinera vez.

Arreglos rápidos

Si el navegador Tor no conecta, puede haber una solución simple. Tratá cada una de las siguientes:

  • El reloj de sistema de tu computadora debe estar ajustado correctamente, o Tor no será capaz de conectar.
  • Asegurate que otro navegador Tor no está corriendo también. Si no estás seguro si el navegador Tor está corriendo, reiniciá tu computadora. Asegurate que cualquier programa antivirus que hayas instalado no esté previniendo a Tor de correr. Podés necesitar consultar la documentación para tu programa antivirus si no sabés cómo hacer esto.
  • Deshabilita temporariamente tu cortafuegos.
  • Borrá el navegador Tor e instalalo de nuevo. Si estás actualizando, no solamente sobreescribas tus archivos previos del navegador Tor; asegurate que están completamente borrados de antemano.
¿Tu conexión está censurada?

Si aún no podés conectarte, tu proveedor de servicio de Internet puede estar censurando conexiones a la red de Tor. Leé la sección Evitando obstáculos por posibles soluciones.

Problemas conocidos

El navegador Tor está bajo desarrollo constante, y algunas dificultades son conocidas pero no están aún solucionadas. Por favor revisá la página Dificultades conocidas para ver si el problema que estás experimentando está ya listado ahí.